Conservar la energía

Abr 28th, 2011 | By | Category: Charlas con el Maestro

-Maestro ¿cómo puedo hacer para conservar la energía que cargué durante la práctica el mayor tiempo posible? – preguntó Sergio.

-Para mantener la energía, primero hay que llevarla con la respiración y la mente hacia el tan tien y guardarla ahí -dijo el Maestro. -No olvidar siempre tomar aire lo más lento posible. Respirar rápido provoca inquietud. Así se disuelve toda la energía. Meditar, mantener energía… es todo lo mismo. Durante la práctica se carga más fuerte la energía.

-Imagen que cargan agua en un bidón que abajo tiene un agujerito por el que se va escapando el agua. Después de un tiempo van a buscar el bidón para beber y descubren que está casi vacío. ¿Por qué pasa esto? Por no estar atentos al estado del bidón. Nuestra mente tiene que estar centrada a pesar de estar inmersos en el quehacer cotidiano; de lo contrario la energía no se pierde.

-Entonces hay que aquietar la mente no sólo en la meditación, sino también durante el resto del dia – dijo un alumno.

-Al sentir miedo o enojo el organismo se tensiona y la energía se pierde. Eso puede producir depresión y falta de vitalidad. Lo mismo ocurre cuando no se sabe cargar energía o cuando se respira por la boca. Imaginen una manguera conectada a una canilla por la que sale agua. Si tapamos el otro extremo de la manguera aumentará la presión y, al eliminar la obstrucción, el agua saldrá a gran presión. Cuando respiramos por la nariz el aire entra y sale regularmente y no se producen los picos de “presión” que hay cuando se respira por la boca.

-Maestro,usted me dijo que hay que practicar durante todo el dia, cuando se hace cualquier cosa, por ejemplo, cuando se lavan los platos.-dijo Sergio. -Yo hago eso cuando acuno a mi hijo de 4 meses. Antes lo hacía sin pensar y después me dolía el cuerpo. Desde que empecé a usar la cadera, dejando la espalda relajada, me
siento mejor.

-Uno debe estar siempre concentrado en cada actividad del dia -dijo el Maestro. -Por ejempo, cuando uno se rie con mucha fuerza también pierde energía y concentración. No conviene. Si una persona está con mucha tristeza, sí es bueno que se ría fuerte porque el pecho se abre y sale la angustia. Pero si la persona no está deprimida, no conviene reírse fuerte.

-Maestro ¿la concentración vence al dolor?- pregunto un alumno.

-Una vez tuve un paciente que tenía mucho dolor. Lo hipnoticé y así su mente “se fue” a otro lado y el dolor desapareció. A veces le estoy haciendo masajes a un paciente y me dice que le duele. Entonces yo le aconsejo relajarse y que no haga fuerza en contra de mi masaje, porque es peor. Si el paciente se relaja, la energía pasa y puede haber una mejoría. Estar relajado es poner la mente en otro lado.

-El maestro de la Maestra Cheng Yen una vez tuvo que someterse a una cirugía. Cuando le iban a poner anestesia él dijo que no hacía falta. Se concentró durante algunos minutos y luego dijo que ya estaba listo para ser operado sin anestesia. Cuando la operación terminó, su alma volvió al cuerpo. Mientras lo operaban su cuerpo era como de madera. Su alma no estaba alli.

-¿Con la acupuntura se puede hacer esto?- pregunto una alumna.

-Sí, pero es algo diferente. Lo que hizo este maestro fue dejar “ir” el alma. Cuando se llega a altos niveles de meditación se aprende a dejar “ir” el alma.

-Cuando hago tui shou no sé distinguir cuando aplico bien la técnica o cuando la aplico mal- dijo un alumno.

-Eso pasa por falta de experiencia. Los expertos captan la esencia y pueden ejercitar con alguien más grande o más pesado sin problema.

-Como las hormigas- dijo Gustavo -que son capaces de levantar mucho más que su propio peso. Ellas lograron captar la esencia.

-Maestro ¿cómo se usa la técnica de “rechazar al mono”? -preguntó Andrés.

-Si el otro toma su mano, usted lo saca así, rápidamente -dice el Maestro, mostrando el movimiento. -Cuando un alumno preguntaba a mi maestro cómo se aplicaba una técnica, él se lo demostraba y el alumno siempre terminaba en el piso. Por eso mucha gente prefería no preguntar cómo se usaban las técnicas.

……………………………

-En la plaza muchas veces nos dividimos en grupos para que los más avanzados puedan practicar hasta donde aprendieron. Pero lo más importante es que la primera parte de la forma salga perfecta. A veces a algún alumno avanzado debo corregirlo muchas veces en las demás partes de la forma. En ese caso le digo que vuela a la primera parte porque eso significa que la base no está bien; que debe practicar más y mejor la primera parte para hacer bien las demás.
-Cuando se entiende bien la primera parte lo demás sale solo: tiu shou, la técnica o cualquier otro ejercicio.
-Si en cada clase se aprende una parte de la primera forma, en 14 clases se aprendería toda la primer parte. Pero generalmente nadie está concentrado tanto durante una clase como para aprender bien una sola cosa. Por eso lo importante es la concentración.
No es cuestión de copiar. Cuando yo explico y muestro un ejercicio ustedes deben mirar primero. Generalmente lo hago tres veces. Es para que se concentren en lo que hago, vean cada detalle y despues lo repitan.  No tienen que copiarme en el momento en que lo estoy mostrando. Si no entienden algo me lo dicen y vuelvo a explicar. Es la única forma de aprender. Por eso si se quiere aprender, hay que buscar la forma. No es sólo cuestión de copiar.

…………………………………………..

Segunda parte de la charla del Maestro Chao Piao Sheng durante la jornada del 27 de marzo de 2011 en el Parque de los Niños.
Ver primera parte.

Deje su comentario